November 2, 2007

Cuando piensas en escribir...

El recorrer de la música y las ganas de escribir van y vienen,
pues, es cierto que de todo tenemos un poco,
mis amigos sonríen, es viernes, es comprensible...

Ayer escribí lo que me andaba pasando y aquel poco de letras no llegó al borrador,
a veces recuerdo cuando cuaderno en mano apuntaba cada frase que se me ocurría y luego juntaba cada retazo para transformarlo en algo que a veces compartía con el mundo,
con ustedes,
el mundo...

A veces mientras camino y observo las cosas que intento transformar en fotografías mentales, tengo recuerdos sobre recuerdos y tomo nota silenciosamente,
ya sin cuaderno en mano, música rebozando o sonrisas de por medio,
solo transcribo mentalmente el momento,
otras... como iba diciendo,
solo recuerdo el recuerdo,
evocando el momento, lamentación o alegría...
y si se tratara de esta ultima, es comprensible que alguien se sorprenda por mi sonrisa al aire,
es comprensible si,
si alguien sonríe por mi locura temporal...

Ya estando en casa y con todas las ideas tatuadas en el cerebro me dispongo a darle mas y mas vueltas, recordando la historia de la chica que te dijo que ya no estaría contigo,
que ya no te quería,
que quería regresar a casa,
que los últimos tres años no significan nada...
y bueno... la vida continua...

A veces mientras recuerdo y queriendo salir de tal entorno,
me dispongo a darle vueltas a otra cosa, a tratar de sonreir por otros,
vivir otras vidas,
animar al pesimista, buscar una sonrisa, decir "todo va estar bien...",
pero no, existen momentos en los que no puedo sacar de mi mente frases,
momentos,
sonrisas,
recuerdos,
historias propias o no... hechos que simplemente no pueden salir y hacen que me retire de ese mundo que muchos conocen y permiten que desarrolle la historia que a veces me digno a contar,
es cierto si,
que muchas veces todo lo dejo en blanco y uno entiende lo que cree o quiere entender,
pero la idea es que siempre,
o casi siempre, tuve algo que quería decir.

Ya camino a la cama recuerdo el recuerdo,
y viene un rezago del recuerdo,
a veces mientras miro al cielo cubierto por el techo de mi cuarto,
solo pienso en las miles de historias que pretendo contar con mi silencio entrelineado,
recuerdo a veces,
el recuerdo,
el rezago,
la alegría agridulce y ese soundtrack de hermanos peleados que en el fondo se quieren,
aquel piloto de la segunda guerra y ese pez grande hacen que dude si hice bien al decidir dormir unas horas...


Horas mas tarde,
mientras abro los ojos, recuerdo el recuerdo y me pregunto si es que ya estarás camino al almuerzo,
recordando el recuerdo.

5 comments:

Jano said...

wow

andrea.pollo said...

te dije que quería acerca de "por qué me ha bloqueado" ¬¬

El Rojo said...

Pues hay días en los que ni siquiera quieres ir a trabajar... lo único que quieres es que acaben... poder cerrar los ojos y dormir para no pensar en nada...

RacuRock said...

no poder pensar en nada : eso quiere decir pensar en todo o en algo.. no entiendo nunca porque lo escriben asi. deberia ser ... no poder pensar en algo.

Just said...

jano:
gracias (supongo que te gustó =D)

andreaaaa:
ya viene tu cumpleeeeeeeee

rosado:
eso mismo y muchas cosas mas.

racurock:
en mi perfil dice "doble negación", siempre he pensado lo mismo y nadie me cree!!